19,091,122 Páginas vistas Escríbanos Mapa
A A A
Glosario
Búsqueda

Bookmark and Share

CIRUGIAS SEXUALES


Por eso, no es de extrañar que algunos problemas sexuales se puedan resolver a través de procedimientos quirúrgicos. Ese es el caso del problema en la estática pélvica que tantos malestares produce en el área sexual.
 
Resulta que en algunas ocasiones, el nacimiento produce desgarros importantes en la madre. Esto compromete la musculatura vaginal, que es la responsable de mantener al recto y a la vejiga en su lugar y de generar las contracciones típicas del orgasmo femenino, así como de acrecentar la gratificación masculina, al generar contracciones que estimulan gratamente al pene cuando este se encuentra en la cavidad vaginal.

De manera que si hay una lesión fuerte de la musculatura pélvica, la mujer puede experimentar problemas para orinar, como por ejemplo la salida involuntaria de la orina cuando hace algún esfuerzo como el de toser, reírse o alzar algún peso. También puede verse afectada en su función defecatoria, particularmente con una especie de estreñimiento producto de que el recto tiende a salirse por la cavidad vaginal.

En otras ocasiones, la molestia es principalmente sexual. La mujer siente que su orificio vaginal es mucho más grande debido a que perdió la tensión de los músculos vaginales que se rompieron en el parto, produciendo una mayor dificultad para alcanzar el orgasmo, o el varón relata que las penetraciones son menos gratificantes.

Cuando estas alteraciones en la músculos son leves, se pueden solucionar con una serie de ejercicios especiales y con un control ginecológico adecuado. Sin embargo, es también bastante frecuente que la alteración muscular amerite una cirugía, que devuelve a la cavidad vaginal sus dimensiones usuales y la posibilidad de generar las contracciones típicas de la respuesta sexual femenina, redundando esto en el aumento del deleite sexual tanto de la mujer como de su pareja.

Esta cirugía suele ser muy simple, con un riesgo mínimo y permite a muchas parejas recuperar aquella sexualidad perdida después de la visita de la cigüeña.

Temas Relacionados

Infomación Sexual